¿Me puedo o pueden dar de baja del registro?

Sí, desde luego. Según el Real Decreto 980/2013, de 13 de diciembre, por el que se desarrolla la Ley de mediación en asuntos civiles y mercantiles, serán causas de baja en el Registro de Mediadores e Instituciones de Mediación las siguientes:

  • La extinción del contrato de seguro de responsabilidad profesional, sin que proceda a la celebración de un nuevo contrato.
  • La inhabilitación o suspensión para el ejercicio de su profesión por autoridad competente.
  • La solicitud del interesado.
  • La falta de acreditación por parte del mediador de la formación continua que debe recibir.
  • El fallecimiento del mediador.
  • La concurrencia de causa que determine la imposibilidad física o jurídica de continuar en la prestación de la actividad de mediación.
  • La inexactitud, falsedad u omisión, de carácter esencial, en cualquier dato, manifestación o documento que se acompañe o incorpore a la declaración.

política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies